EL LEGALTECH- Las claves de un modelo en alza

Comunicaciones 2.0

legaltech 

El legaltech se postula como el mejor aliado para autónomos, PYMES y profesionales del sector legal e inmobiliario, ya que permite solucionar las necesidades legales de cualquier particular o empresa de forma fácil, rápida y asequible.

Hasta ahora el sector legal e inmobiliario era un área en el que escaseaba la tecnología y los procesos se hacían de forma manual, lo que generaba muchas ineficiencias y frustración para los clientes, debido a la elevada inversión de tiempo y de dinero que requería.

Ahora gracias a la tecnología legal, entre muchas otras cosas puedes personalizar un contrato en unos pocos clics, enviarlo a firmar digitalmente y archivarlo en la nube.

¿Parece ciencia ficción, verdad? Pues es la tecnología del presente y está a disposición de cualquiera gracias al legaltech.

¿Increíble eh? Sigue leyendo y descubre la tecnología que ha cambiado la forma de hacer todo el papeleo legal.

¿Que es el LEGALTECH?

Podríamos definir el legaltech, a falta de una definición uniforme, como el uso de la tecnología y el software para proveer servicios legales. Como hemos referido anteriormente, esta clase de tecnología permitirá la eliminación de la figura del abogado en ciertos ámbitos del Derecho, pero no en todos. Afortunadamente, la figura humana resulta fundamental a la hora tanto de litigar como de asesorar, entre otras cosas, y por ello la abogacía tiene el futuro asegurado.

Pero también el legaltech puede servir para facilitar el contacto entre abogado y cliente. Y es que cada vez más los clientes prefieren otras formas de contacto alternativas a la reunión presencial, puesto que suponen un gran ahorro de tiempo y de dinero en comparación con el desplazamiento físico. Internet ha traído muchos avances en la forma en la que nos comunicamos. Sólo hay que ver el gran crecimiento de las redes sociales y el marketing digital, incluso para promocionar negocios tradicionales como despachos de abogados. Y si se ha producido este cambio ha sido gracias a que las nuevas tecnologías y tendencias digitales ofrecen grandes ventajas para las empresas como alcanzar una mayor visibilidad del negocio y poder medir el éxito de las campañas, y todo ello a un coste muy inferior al de la publicidad tradicional.

El uso de la tecnología y concretamente el legaltech, se configura como una combinación ganadora, ya que no sólo permitirá que los ciudadanos accedan con mayor facilidad a solucionar sus necesidades legales más inmediatas o de menor complejidad, como personalizar documentos legales para el día a día de las personas o las empresas (como contratos de alquiler, adaptar una web a la legalidad o crear una empresa online), sino que permitirá a los profesionales del Derecho incrementar su productividad y mejorar la gestión de los proyectos del cliente. Las TIC permitirán que el abogado sea más eficiente, no se vea desbordado de trabajo con jornadas maratonianas como sucede en la actualidad y pueda conciliar la vida laboral y familiar sin perder dinero ni competitividad.

Por ello, el Legaltech no debe concebirse como un enemigo para el abogado, esto no va a producir una minoración en el volumen del trabajo, sino en la carga. Ya no tendrán que realizar tareas tediosas y repetitivas, el software las hará por ellos. No nos engañemos, los abogados no son profesionales altamente cualificados que se preparar años y años estudiando una carrera universitaria más años de práctica profesional para hacer tareas que un robot podría realizar en unos clics. Los juristas, en definitiva, y respetando siempre el rigor de la ley, deben tener una mente creativa, no mecánica.

Como en tantos otros sectores, el sector legal ha sufrido en los años de la crisis un aumento de la competencia y una demanda por parte de sus clientes de ajustar sus precios y reducir o eliminar las tarifas por horas. Ahora, con el legaltech existe una oportunidad de revertir esta situación y pasar de trabajar menos para ganar más, con la introducción de tecnología legal que permita automatizar procesos hasta ahora manuales. Otros modelos de negocio como el fintech o el sector de seguros ya se han adaptado y los beneficios han sido claros tanto para las empresas como para sus usuarios.

En nuestra opinión el legaltech en ningún caso significará la supresión de la figura del abogado como tal, solo producirá una modernización de la profesión, que la hará más eficiente y transparente. Sólo hay que fijarse en Estados Unidos, donde hace ya más de 15 años que existen soluciones de legaltech muy introducidas en la sociedad y la profesión de abogado no se ha visto alterada, sino que se ha puesto en valor.

Aquellos profesionales que se adapten antes a este nuevo entorno más tecnológico dispondrán de una ventaja competitiva radical frente a los que sean más conservadores.

El LEGALTECH – una ventaja competitiva

El legaltech se postula como necesario para destacar frente a los competidores de cualquier despacho profesional. El mercado jurídico cuenta con una competencia feroz, y no es momento para rendirnos. Hay que pasar a la acción.

Siendo pioneros en esta nueva tecnología, el profesional podrá diferenciarse de la competencia para, por un lado captar más clientes, y por otro fidelizar a los clientes actuales ofreciendo un mejor gestión de sus asuntos. Una empresa atrevida y ambiciosa en tiempos de cambio puede llegar a dominar el mercado, por lo que, si quieres invertir en legaltech el momento es ahora.