¿Cuándo es necesario un servicio de consultoría o mentoring para tu empresa?

Comunicaciones 2.0

Desde Grandes Pymes traemos algunas reflexiones sobre cómo y cuándo es necesario contratar un servicio de consultoría para tu empresa.

Hay situaciones en que desde dentro es difícil ver los problemas y se hace necesario un consultor o mentor externo. Algunos de los errores o problemas más frecuentes que justifican esta situación son:

¿Cuáles son los principales problemas?

1. No tener un Plan de Negocios escrito

Quien dice que elaborar un Plan de Negocios no vale la pena, se está encaminando directo al fracaso. El simple hecho de tomar la decisión y asumir la importancia de sentarte a escribir tu plan, es una muestra de disciplina que te acompañará en el resto del proceso y te permitirá visualizar cómo transformarás tu idea en realidad.

2. Modelo sin ingresos

Incluso una empresa sin fines de lucro necesita generar ingresos (aunque sean donaciones) para poder subsanar los costos operativos. Si tu producto es gratuito o pierdes dinero en cada venta te será muy difícil mantenerlo en volumen. Puedes tener la solución al hambre mundial, pero si tus clientes no tienen dinero, tu negocio no durará mucho.

3. Oportunidades de negocio limitadas

Emprender sin analizar el mercado es casi un acto suicida. Realiza una investigación de mercados que te permita conocer que tan grande es el mercado al que apunte tu producto. No importa que tan buena sea tu ideasi no hay quien esté dispuesto a pagar por ella.

4. Demasiada competencia

Un mercado sin competencia significa una de dos cosas: o nadie ha visto la oportunidad en ese mercado, o no hay realmente un mercado. Ambos extremos son dañinos, ya que un área saturada y llena de competidores podría representar una gran dificultad al iniciar tu negocio.

5. Un equipo inexperimentado

Quizás crees que basta una excelente idea para salir adelante, pero en realidad lo que importa es el equipo detrás de esta idea. Desde los inversionistas hasta los clientes, lo que las personas están buscando es una buena experiencia.

6. Subestimar los recursos necesarios

Aunque el principal recurso es el dinero para financiar el proyecto, otros como los contactos en la industria y el acceso a los canales de marketing pueden ser aún más importantes que ciertos productos. Además, tener demasiado capital sin saberlo administrar puede llevar a la falta de dinero. No renuncies a tu trabajo de medio tiempo si no consigues ganancias.

7. No tener suficiente marketing

Reducir los costos de marketing no ayudará a tu lanzamiento en el mercado. Es importante que tu marca sea visible y llame la atención de los consumidores. Prepara una estrategia innovadora que capte a tu público objetivo y permita a tu negocio tener un excelente inicio.

8. Darte por vencido muy rápido

Una de las principales causas del fracaso de las empresas es que el emprendedor simplemente se cansa, tira la toalla y cierra la compañía. A pesar de algunos errores y fallas, muchos emprendedores exitosos como Steve Jobs y Thomas Edison continuaron trabajando en su proyecto hasta que triunfaron.

Pero ante esta situación que es lo más conveniente un Mentor o un Consultor?

Un Mentor

¿Quién es un mentor?

Es una persona que posee una vasta experiencia en un área determinada y está dispuesta a enseñar a una o varias personas las estrategias más eficiente para lograr sus objetivos.

No siempre resulta fácil encontrar un mentor, porque las personas que poseen una gran experiencia, normalmente están muy ocupadas, sin embargo quien busca, podrá encontrar.

En las empresas se ha venido utilizado el mentoring como una técnica para el desarrollo profesional y también individual, donde se aprovecha el conocimiento y experiencia de personas con una gran trayectoria para que ayuden a formar nuevos líderes.

Los beneficios de contar con un mentor:El grado de respeto y admiración del mentor es un factor de motivación:

Si se tiene la dicha de contar con un mentor con mucha experiencia y grandes logros personales, esto sirve de motivación para la gente que está siendo asesorada, el respeto que tienen por su mentor los obliga a exigirse un poco más y prestar atención a todos los lineamientos que se brindan.

Se encuentra una ruta más corta para cumplir los objetivos:

El mentor ya ha transitado un camino similar y por ello posee la suficiente autoridad para brindar los consejos oportunos, esto ahorra una enorme cantidad de recursos, porque el espacio para la improvisación e incertidumbre es menor.

Se aprenden muchos secretos del desarrollo personal:

A veces un pequeño detalle puede significar no alcanzar una meta y perder una gran oportunidad. La sólida experiencia del mentor le permite estar atento a pequeños detalles que al final marcan una diferencia positiva. Muchas técnicas de desarrollo personal solo pueden aprenderse en la práctica y con frecuencia no son obvias para aquellos que no han enfrentado ciertos desafíos.

Se cuenta con un plan de objetivos bien estructurado:

Un buen mentor es una persona ordenada y que se sienta a planificar, sabe que su aprendiz necesita tiempo para dominarse a sí mismo, por ello define un plan de objetivos con una visión a largo plazo.

Se crea un compromiso personal sólido más difícil de abandonar:

La autodisciplina es muy difícil para la mayoría de personas, porque no hay a quien dar cuentas. En el caso de contar con un mentor, se genera un compromiso personal muy grande que es más difícil de abandonar, porque el mentor siempre está presionando para que su aprendiz esté en la ruta correcta. Muchos de los grandes campeones han contado con la orientación de mentores comprometidos.

Es más fácil superar la adversidad:

Aunque se cuente con el apoyo de un mentor, eso no significa que los procesos se volverán infalibles, siempre ocurrirán algunas fallas y el mentor estará ahí en esos momentos difíciles para apoyar y encontrar las soluciones. Los Grandes Éxitos se construyen enfrentando muchas situaciones complejas en la vida, el mentor hace que la carga se sienta más ligera con sus palabras positivas.

Si quieres una vida con muchos logros personales, busca la orientación de la gente que tiene una posición consolidada, hay muchos mentores dispuestos a ayudarte si miran que estás totalmente comprometido a triunfar.

Un Consultor

“Los Consultores deben tener no sólo la experiencia sino también la práctica. Deben poder explicar a un emprendedor qué es lo que tiene que hacer, darle información necesaria para que construya su camino y prepararlo para que lo continúe por sí mismo,” explica Ricardo López Vega, Profesor del Módulo “Tutorización del Proceso Emprendedor” de la Certificación Profesional Consultor en Planes y Modelos de Negocio.

Según el Prof. López Vega hay tres aspectos o elementos clave que permitirán a un Consultor que esté llevando adelante un proceso de intervención con un emprendedor, tener claridad sobre cómo debe manejarlo según el rol que ocupa dentro del proceso o dependiendo de la intensidad con la que se interviene en el proceso.

Los aspectos que hay que entender son:

  • ¿A quién voy a intervenir?¿Cómo lo voy a intervenir?¿Qué es lo más importante del proceso de intervención?
  • En cuanto a quién voy a intervenir, se deberá definir si es a un individuo, a un grupo, a varios grupos, a una organización o a un sistema social mayor.

¿Cómo lo voy a intervenir? 

¿Qué es lo más importante del proceso de intervención?

Principalmente definir nuestro rol. Cuando actúo como Consultor, lo primero que debo analizar es cuál será mi rol en el proceso de intervención y, para ello, debo definir el grado de intensidad de mi gestión, el cual puede ser bajo, moderado o alto.”

“Por ejemplo en un grado de intensidad alto me desempeño como Coach o Socio, logrando que el emprendedor y yo hagamos un trabajo conjunto. Normalmente los procesos de enseñanza son moderados y me posiciono como Experto. Finalmente, como Observador, Facilitador o Consejero el grado de intensidad de mi intervención será bajo, pero lograré que mi cliente llegue más lejos en el logro de sus objetivos de lo que lo hubiese hecho solo.”De esta manera el paso siguiente será construir junto al emprendedor un Modelo de Negocio en dos momentos: transformando la idea del emprendedor en un modelo de negocio en borrador, para luego construir el Plan de Negocios o de Comercialización que permita poner la empresa en el mercado y, por último, volver al Modelo y al Plan y ajustarlos.

“El emprendimiento es un tema dinámico y los Modelos se hacen para un momento determinado, por lo que hay que evolucionarlo y hacer que el Modelo se adapte para que sea exitoso. No hay Planes y Modelos que se ejecuten exactamente igual de como se los proyectó, por lo que hay que hacer revisiones constantes,” destaca el Prof. López Vega.

Cuando le preguntamos qué consejo le daría a quienes inician como Consultores para emprendedores, concluye:“Lo importante es especializarse y actualizarse como profesional para poder tutorizar de la mejor manera a nuestros emprendedores y construir una red de tutores para poder remitirlos a otros profesionales que puedan darles ese conocimiento y, de esa forma, ser más eficientes en nuestra intervención”.

Los beneficios de contar con un mentor:

Los beneficios de contar con un mentor:

by por josezavala2011

via

grandes Pymes

El grado de respeto y admiración del mentor es un factor de motivación: Si se tiene la dicha de contar con un mentor con mucha experiencia y grandes logros personales, esto sirve de motivación para…

References:

  1. “¿Tu pyme está fallando? ocho errores más comunes y cómo evitarlos” · Aug. 23, 2014 · Grandes Pymes
  2. “Los beneficios de contar con un mentor:” · por josezavala2011 · Aug. 23, 2014 · Grandes Pymes
  3. “Tres aspectos clave en la intervención de un Consultor” · Aug. 23, 2014 · Grandes Pymes