¿Diseñando eLearning para adultos? Utilice estas cuatro estrategias

Comunicaciones 2.0

1) Engánchelos desde el inicio

Asegúrese de que la primera impresión sea positiva. En realidad es la primera impresión la que permite a los educandos adultos encontrar una conexión emocional con el tema que se está presentando. Una vez que los estudiantes se enganchan en la lección, no hay vuelta atrás. No es sólo una cuestión de hacer que presten atención a sus pantallas o contenido, también es necesario que los alumnos participen activamente durante todo el proceso.

Estas son sólo cuatro de las muchas maneras de involucrar a los estudiantes con éxito:

Cuénteles una buena historia: Los mejores discursos políticos y los grandes discursos de graduación tienen un elemento común: una buena historia de interés humano. Podría decirse que es una de las maneras más fáciles de conectar emocionalmente con su público. Y usted seguramente podrá encontrar una situación similar a la de sus adultos aprendices, una que los mantenga en el borde de sus asientos.Cree una experiencia de aprendizaje agradable y divertida: No es ningún secreto que los adultos aprenden mejor cuando están inmersos en un ambiente agradable, divertido. En lugar de escuchar pasivamente largas conferencias aburridas, son atraídos por historias atractivas y discusiones activas. El término clave aquí es activo. Algo dentro de su ambiente de aprendizaje debe motivarlos a aplicar activamente la formación previa. Interactividad: Además de hacer que la experiencia de aprendizaje sea activa, también hay una necesidad de un entorno eLearning “interactivo”. Póngalos a participar en un juego educativo. Permítales descargar materiales en un formato portable, interactivo, o déjelos entrar en un mundo virtual en 3D para buscar respuestas al dilema de un avatar.Elementos visuales atractivos: Al igual que los niños, los adultos también encuentran los colores y los elementos visuales atractivos interesantes. Si usted se apoya en gran medida en pantallas basadas en texto o en presentaciones en blanco y negro llenas de párrafos, probablemente no terminarán su curso.2) Utilice sus experiencias

Los estudiantes adultos tienen una vasta colección de experiencias, de las que pueden extraer conocimiento o a las que se pueden referir durante su proceso de aprendizaje. Pueden, por ejemplo, aprovechar el aprendizaje previo y conectarlo con nuevas ideas.

El reto es hacer que apliquen lo que ya saben. Un simple ejercicio de “qué pasaría si”, con la ayuda de un software de diseño relativamente económico, puede ayudar efectivamente a lograr este objetivo. Un curso de simulación diseñado para los vendedores, por ejemplo, puede incluir situaciones reales que les permitan mejorar sus habilidades y aplicar el aprendizaje previo. Incluir otras técnicas experimentales como juegos de rol, estudios de casos de la vida real, discusiones en grupo y demostraciones también puede ayudar. Estas actividades permiten a los alumnos ser participantes activos en la experiencia de aprendizaje (después de todo, eso es lo que ellos prefieren).

No hay nada misterioso en esto realmente. Sólo hay que dar a los estudiantes tantas oportunidades como sea posible para traer sus experiencias previas al nuevo material.

3) Persuada a los estudiantes adultos de la conveniencia de aprender algo nuevo

Vender a la gente el “por qué” necesitan aprender algo nuevo es muy difícil. Pero este fino arte de la venta o de la persuasión puede facilitarse recurriendo a los deseos de sus alumnos adultos.

Las metas de aprendizaje son buenas. Los objetivos son importantes. Pero no se olvide de incluir los deseos de sus alumnos cuando intente comprender lo que los motiva a aprender. 

Pregúnteles qué cambios es lo que quieren ver en ellos mismos o en el trabajo. Deles el panorama más grande, muéstreles cómo el curso puede beneficiarlos antes de entrar en los detalles.

Asimismo, tome en cuenta que hay declaraciones que podrían desalentar a los adultos a aplicarse en el curso. Ejemplo común: “la administración ha hecho de esta capacitación obligatoria para todos en la empresa.”

Esto no sólo no motiva a los adultos, sino que tampoco les vende la idea de aprender para alcanzar sus habilidades deseadas y conocimientos específicos. Así que asegúrese de relacionar siempre un programa de aprendizaje a la experiencia del alumno adulto y su posición en la organización. Motívelos a ser mejores en el trabajo.

4) Dé a los estudiantes adultos la libertad de elegir

Los estudiantes adultos auto-dirigidos son altamente exitosos, por lo que no hay que empujarlos en la dirección correcta. Por lo general, son conscientes de la necesidad de saber algo y la importancia de adquirir nuevas habilidades e información.

Los estudiantes adultos, hasta cierto punto, son auto-dirigidos.  A todos les gustaría tener la libertad de elegir cómo, dónde y qué aprender. Ayúdelos entonces a ayudarse a sí mismos a alcanzar sus metas de aprendizaje mediante su participación en la planificación y diseño de instrucción. Aquí están algunas maneras de empezar:

Déjeles tomar parte del control sobre el curso, no mantenga un estricto control sobre sus alumnos adultos. Piense en discusiones activas, no en conferencias de dos horas de duración seguidas.Haga que la flexibilidad sea una característica incorporada en el material. Puede, por ejemplo, ofrecer su contenido en varios formatos portátiles para que los estudiantes adultos pueden acceder a ellos a través de varios dispositivos.Ofrezca a los estudiantes opciones claras y distintas en la medida en que no interfieran con su proceso de aprendizaje.Actúe como un facilitador y deje que los estudiantes toman el centro del escenario.

 

Source: info.shiftelearning.com

See on Scoop.itEstrategias de Gestión del Conocimiento e Innovación Educativa: