La importancia de la música en los eventos

Eventos

Hoy en día la mayoría de las industrias no utilizan la música tan eficazmente como podrían. La importancia de la música en el marketing es algo que la gente tiende a olvidar: encontramos pocas empresas líderes que reconozcan su poder y la utilicen en anuncios y campañas para transmitir sus mensajes.

Imaginad una boda, una fiesta, un videoclip o una película sin música. ¿A que no sería lo mismo? ¿A que sentirías que falta algo? En los eventos pasa lo mismo. La música es un elemento fundamental en el diseño y planificación del evento. Puede parecer que es algo que no tiene mucha importancia, pero la realidad es que la elección de una buena selección musical puede garantizar en cierta medida que nuestro público se divierta y pase un rato inolvidable.

Y es que la música tiene el poder de mover a nuestro público de una manera que otros medios simplemente no pueden.

¿Cómo elegimos la música?

La música debe acompañar la trayectoria del evento, y tiene que ser coherente con lo que queremos transmitir. Escogeremos esa música que encaje con nuestra personalidad como empresa, con nuestros valores, con lo que queremos transmitir a nuestro público, teniendo en cuenta por supuesto el target al que nos dirigimos. ¿Cuáles son sus gustos y preferencias?, ¿cómo podemos crear una experiencia inolvidable para ellos?

Lo primero que debemos hacer es un brainstorming. ¿Qué queremos conseguir? ¿Qué queremos transmitir? ¿Cómo queremos que se sientan nuestros invitados? A partir de nuestros objetivos, misión y personalidad de marca, podemos empezar la elección de la música más adecuada para nuestro evento.

Cuando ya tengamos claro cómo queremos que sea nuestra música, deberemos empezar a movernos para contactar con compositores, bandas u otros actos musicales, dependiendo del tipo de “actuación” que queramos ofrecer, para crear una experiencia inspiradora que nuestra audiencia no olvidará.

Crear una experiencia personal

Hoy en día los eventos no solo son una persona hablándole a un micrófono con una presentación de power point y una audiencia. Debemos encontrar la manera de diferenciarnos, de ofrecer algo completamente diferente y nuevo, fuera de lo normal o convencional. Lo que queremos es hacer algo emocional, crear esa conexión con nuestra audiencia y crear una experiencia memorable. La música es un elemento que puede ayudarnos a lograr esos objetivos.

La música es una de las experiencias de marca más importantes que podemos crear.

Ya sea pop, rock, hip-hop o EDM, la música nos ayudará a contar nuestra historia. La correcta elección de la banda sonora de nuestra empresa puede llegar a ser una opción muy enriquecedora para una marca.