Rosetta se convierte en la primera sonda en orbitar un cometa

Comunicaciones 2.0

El momento más esperado por el equipo de científicos de la Agencia Espacial Europea (ESA) ha llegado. Después de un viaje que ha durado una década, la nave espacial Rosetta ha completado con éxito hoy su última maniobra orbital para lograr su máximo acercamiento al cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko. La entrada en la órbita del cometa se ha producido gracias a un propulsor que se ha quedado encendido solo 6 minutos y 26 segundos. A partir de ese momento la nave se quedará a una distancia de 100 kilómetros, la sonda automática se colocará a su lado y continuará el viaje acompañando al cometa hacia el Sol a una velocidad de 55.000 Km/hora.

El primer viaje espacial destinado a estudiar un cometa de cerca

La misión de la ESA es una de las más complejas y ambiciosas que se ha emprendido hasta ahora. Por la primera vez en la historia una sonda se acercará y aterrizará en la superficie de un cometa en un viaje espacial estimado a diez años. Desde el 2 de marzo del 2004, su fecha de lanzamiento, la nave espacial Rosetta ha llegado a la décima maniobra necesaria para entrar en la órbita del cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko después de haberse quedado en hibernación 957 días.

El principal objetivo de la misión es el de recoger por la primera vez información valiosa sobre las características de este tipo de cuerpo celeste constituido por hielo y polvo y observar los cambios producidos durante su trayecto hacia el Sol. No será una misión muy fácil según han afirmado los científicos que dirigen la misión. El acercamiento y aterrizaje en un cometa que mide cuatro kilómetros de largo y avanza a una velocidad de 135.000 km/hora requerirá de unas maniobras muy delicadas.

Philae aterrizará en la superficie del 67P/Churyumov-Gerasimenko

Source: innovacion.ticbeat.com

See on Scoop.itEstrategias de Innovación: