Saca provecho al e-commerce en los eventos comerciales

Eventos

El análisis de 17,5 millones de transacciones de e-commerce en España, llevado a cabo entre el 1 de septiembre de 2016 y el 1 de febrero de 2017, según Criteo

Señalan desde Criteo, el Black Friday se ha convertido en una fecha más que significativa para el e-commerce en España. “Junto a la Navidad y las rebajas de invierno registra una gran subida concentrada en tres días que supone un aumento del tráfico (hasta x2) y un fuerte aumento de ventas (hasta x2,7).”

En el caso de las Navidades y la temporada de rebajas posterior, al ser durante un periodo de tiempo largo, se muestran compras por encima de la media, aunque más repartidas, por lo que su pico no es tan marcado como el que se da durante Black Friday.

“La importancia de hacer cross-device es evidente en este estudio puesto que una venta implica dos o más navegadores o dispositivos y el análisis del proceso de compra del consumidor se ha vuelto más complejo la salida de nuevos dispositivos. Con esto, el cross-device permite enlazar los diferentes perfiles relacionados a un único usuario y un mayor incremento de la inversión, un mejor conocimiento de la ruta de compra del cliente y una experiencia de marca unificada.”

Los resultados del análisis, en cuanto a la forma en la que se compra, muestra que “las aplicaciones representan el 54% de las ventas realizadas desde dispositivos móviles. Además, tienden a facilitar fidelización de los consumidores y durante los 30 días siguientes a la primera visita, los nuevos usuarios de una app, tienen el doble de posibilidades de volver que en el caso de una web,” como explican desde Criteo.

De hecho, las aplicaciones tienen una tasa de conversión superior a la del resto “y un promedio mayor en el valor de la cesta frente al navegador móvil. Con la fase de investigación, el tráfico aumenta significativamente desde finales de octubre y tras ella, se aumenta el ritmo de las conversiones hasta finales del mes de noviembre. Seguramente producido por temor a que no sean entregadas antes de Navidad, las compras comienzan desde mediados de diciembre, dejando los días 25 de diciembre y 1 de enero con poca o inexistente actividad en internet. Durante el Black Friday y Navidad, el tráfico en páginas web aumenta considerablemente y una semana antes de estos periodos, los consumidores tienden a poner más productos en la cesta.”

Según explican, al llegar al mes de noviembre, el mercado se vuelve más competitivo “y cada puja es más difícil de ganar porque el CPC y los presupuestos cuesta mucho que sigan el ritmo y, en consecuencia, los anunciantes pierden conversiones.”

Es por ello que, la competencia entre anunciantes se intensifica para conseguir más visibilidad entre los consumidores online, y el incremento de los CPCs permite que sigan siendo competitivos en el mercado, así como lograr el máximo número de conversiones posibles. Con este panorama puede ser clave la relevancia que se le dé a los dispositivos móviles “como grandes influyentes en las ventas on y offline.”