Tendencias en comunicación digital

Comunicaciones 2.0

Internet ha dejado de ser la segunda opción para convertirse en la principal (digital first). Algunas publicaciones impresas han abandonado el papel para pasar a editarse únicamente en formato digital, como la revista Newsweek. Por otra parte, aunque aún es un caso aislado, el diario económico Financial Times ya tiene más suscriptores en la versión digital que en la impresa. El resto de medios está en busca de un modelo de negocio que asegure su pervivencia en un futuro que es social local y móvl.

Resultado de imagen de tendencias

Los proyectos comunicativos que cumplan estos tres requisitos tendrán más posibilidades de salir adelante. Un ejemplo son las iniciativas digitales que se basan en la información de proximidad, cuentan con las redes sociales como su máximo aliado y están adaptadas al contexto móvil, como Local Mind y Ottium. En estos casos, además, se aplican dinámicas del juego para incentivar la participación del usuario. Es lo que se conoce como gamificación  y también puede servir para intentar conseguir un cambio de hábitos en el usuario, como muestra la iniciativa The Fun Theory de Volkswagen.

Por otra parte, cada vez hay más objetos conectados a Internet (de ahí que se hable de la Internet de las cosas) que transmiten datos en tiempo real: tuberías que pueden avisar automáticamente de que se ha producido una fuga, garajes que informan de si quedan plazas disponibles, etc.

A estos datos hay que sumar toda la información que comparten las personas cada día en Internet sobre sus gustos, sus intereses, sus necesidades, etc., a través de los medios sociales. El tratamiento y análisis de esta gran cantidad de datos (conocido como big data) supone un desafío para las empresas, que pueden salir muy beneficiadas si son capaces de procesar adecuadamente toda esta información: mejorar sus procesos y servicios, conocer mejor a sus públicos…

 

Fuente: Cristina Aced

Llorenç Crespo